Archivo de Críticas:

Lista por título en español en orden alfabético:
(Números, y de la A a la I)
(De la J a la Q)

(De la R a la Z)

Lista por título en su idioma original, en orden alfabético:
(Números, y de la A a la I)
(De la J a la Q)
(De la R a la Z)

Batman Inicia
(
Batman Begins )
Warner Bros., 2005
141 minutos

Dirigida por Christopher Nolan
Escrita por David Goyer y Christopher Nolan, basados en personajes creados por Bob Kane
Editada por Lee Smith

Elenco:
Christian Bale .... Bruce Wayne
Michael Caine .... Alfred
Liam Neeson .... Ducard
Katie Holmes .... Rachel Dawes
Gary Oldman .... Jim Gordon
Cillian Murphy .... Dr. Crane
Tom Wilkinson .... Carmine Falcone
Rutger Hauer .... Earle
Ken Watanabe .... Ra's Al Ghul

Imagen © 2005 Warner Bros.

Batman, el venerado personaje de comic creado hace más de cincuenta años por Bob Kane, ha tenido una muy variable carrera en todos los medios posibles, desde el comic mismo, hasta el cine, pasando por radio, televisión, videojuegos y mercancía de toda clase. Pero, por una u otra razón, sigue siendo el medio del arte secuencial (o "comic"), donde se encuentran las mejores interpretaciones e historias de tal personaje.

Afortunadamente, con "Batman Inicia", el director Christopher Nolan y el guionista David S. Goyer se han aproximado bastante a aquellos triunfos impresos, y si bien no logran igualarlos, al menos entregan una versión de Batman muy competente, realista y entretenida, aunque no exenta de fallas.

Sin basarse específicamente en algún comic o novela gráfica (aunque hay muchos elementos de "The Long Halloween", "Year One" e incluso "The Dark Knight Returns"), el guión retrata el origen de Batman o, mejor dicho, la transformación del atormentado Bruce Wayne (Christian Bale) en un vigilante cuasi-ilegal, que sabe aprovechar la fuerza del mito y la leyenda para complementar su arsenal tecnológico y su destreza personal en la lucha contra el crimen y la injusticia... o en su búsqueda de venganza. Así, luego de un arduo entrenamiento a manos del misterioso Ducard (Liam Neeson), Wayne se enfrenta a una conspiración que amenaza con destruir la corrupta Ciudad Gótica. Afortunadamente tiene varios aliados, en la forma del Sargento Gordon (Gary Oldman) y la fiscal Rachel Dawes (Katie Holmes), por no mencionar al astuto Lucius Fox (Morgan Freeman) y al siempre fiel mayordomo Alfred (Michael Caine).

Al igual que otras exitosas películas recientes basadas en súper-héroes, "Batman Inicia" pone más atención en la persona detrás de la máscara. Y en el caso de Batman, quien no tiene poderes especiales ni un origen fantasioso, es especialmente importante entender las causas por las que una persona "normal" (aunque sea billonario e increíblemente adepto a las artes marciales) puede considerar el ponerse un disfraz de murciélago y salir a enfrentarse a los más duros criminales de la decadente ciudad.

En el mundo policromático del comic tal vez funciona mejor el concepto tradicional de establecer a Batman como la persona "real", y a Bruce Wayne como la "máscara" que debe usar en sociedad, para ocultar sus actividades. Sin embargo, en el mundo semi-realista de una película, es más conveniente hacer lo opuesto, y por eso transcurre más de una hora de la cinta antes de que por primera vez veamos la famosa máscara y capa del héroe. Pero esta es la mejor decisión del director, pues al establecer bases sólidas para el crecimiento del personaje, seguimos concientes de su humanidad, incluso cuando sólo vemos el mencionado disfraz. Igualmente, esto hace más relevante su causa y lo convierte en un ser torturado y falible. De otro modo, como ocurre en muchas deficientes películas de acción, tendríamos a un invencible súper-hombre, lo cual siempre destruye la tensión y suspenso de su cruzada. Creadores de la futura cinta "Superman", tomen nota.

La selección del elenco fue de vital importancia para el éxito de "Batman Inicia", y es testimonio de la visión del director el que haya elegido auténticos actores, y no meras estrellas de cine. Christian Bale ha probado en muchas ocasiones su talento para dar vida a personajes extremos (como el cazador de dragones en "Reign of Fire" y el cínico asesino de "American Psycho"), y esta vez no es la excepción.

Su respaldo histriónico es igualmente impresionante. Morgan Freeman, en una de sus raras participaciones en "películas evento", tiene la misma credibilidad y "gravitas" que acostumbra. El extraordinario Michael Caine realiza también un excelente trabajo, aunque su participación es corta, y me hubiera gustado verlo más activo en la trama. Cillian Murphy como el enigmático Dr. Jonathan Crane es simplemente perfecto, apenas ocultando su tremenda amenaza bajo una apariencia de afeminada fragilidad. Katie Holmes también resulta muy competente, y hay que agradecer que el guión no la relegue a un papel meramente decorativo. Finalmente, Liam Neeson tiene ya práctica como mentor (¿alguien recuerda a Qui-Gon Jinn'), pero pocas veces lo hemos visto tan creíble y amenazador.

Pero a pesar de sus múltiples aciertos (como el imponente "Batimóvil"), la cinta tiene ciertas fallas que desmeritan el detallado trabajo del equipo creativo. Christopher Nolan ha sido aclamado por sus intensos e ingeniosos dramas (como "Memento" e "Insomnia"), pero obviamente le falta aún entrenamiento en escenas de acción que, en la peor tradición del cine moderno, están filmadas caóticamente y con encuadres demasiado cerrados, lo cual impide apreciar claramente lo que ocurre. Y en una cinta que enfatiza el desarrollo físico de su protagonista, esto es casi imperdonable.

Otra falla, quizás la más importante, es el brusco cambio de tono durante el último tercio de la película. Una vez que se establece el personaje de Batman, con todo el realismo posible, la cinta cambia de rumbo y se transforma en otro hueco desfile de aparatosa acción y efectos especiales, destruyendo parte de la credibilidad ganada y rebajándose al nivel de bodrios veraniegos como "Mr. & Mrs. Smith".

No obstante, entiendo que el estudio Warner Bros. (y quizás el director de la película) consideraran necesario un desenlace espectacular, para balancear el pausado desarrollo de la cinta. Lo entiendo, pero no comparto esa opinión. Un final más íntimo, más intenso y menos rebuscado hubiera completado muy bien la película, sin necesidad de impresionarnos con mefíticos efectos que no sólo son irrelevantes, sino que van contra la lógica interna de la película.

Y es esta inconsistencia de tono lo que evita que "Batman Inicia" sea una perfecta cinta de súper-héroes. Como comparación puedo señalar "Spider-Man 2", que encontró el balance perfecto de realismo y fantasía, permitiéndole crear personajes humanos y realistas, y al mismo tiempo ofrecer escenas de absurda acción, sin romper el equilibrio de su tono, y logrando satisfacer tanto a fanáticos del comic como a estrictos críticos dramáticos.

De cualquier forma, "Batman Inicia" muestra que la franquicia está en buen camino, y aún con sus medianas fallas es una muy entretenida película que ofrece excelentes actuaciones, un sólido guión y, en general, una loable interpretación del venerado Batman. Sólo esperemos que las obligadas secuelas no degeneren en los ridículos espectáculos abigarrados de Joel Schumacher. Y que Robin, si es que aparece, sea igual de creíble y realista que Batman. ¡Santo bati-deseo!

Calificación: 9

Pablo del Moral

Google
 
Web www.cinencanto.com